Cuerpo de hombre no fue atropellado, sino asesinado y torturado

muertito

El desconocido encontrado sin vida sobre la carretera estatal de Agua Hedionda a la cabecera municipal de Tanlajás y del cual en principio se especulara había muerto por atropellamiento y después se supo fue asesinado a golpes, además torturado, ya fue identificado por algunos de sus familiares quienes solicitaron su devolución.

El occiso, se puede ahora saber, se llamó Jair Tonatiuh Martínez Hernández, quien contara con 32 años de edad, era originario de Matlapa y las autoridades confirmaron que se trató de un homicidio.

En un comunicado, la Procuraduría General de Justicia del estado señaló que Jair Tonatiuh Martínez Hernández, era contratista y tuvo su domicilio en la zona centro del municipio de Matlapa.

Las autoridades señalaron fue el domingo pasado cuando parientes de Jair Tonatiuh acudieron a la Agencia del Ministerio Público a identificar el cadáver y pedir su devolución.

Informaron que la última vez que vieron a Jair Tonatiuh con vida fue la semana pasada (sin especificar fecha), en la zona centro del municipio de Axtla, donde anduvo comprando víveres, en esa ocasión andaba con su mamá.

Oportunamente se informó, fue este fin de semana cuando el cuerpo del contratista fue encontrado tirado en medio de la carretera estatal que conduce del poblado Agua Hedionda a la cabecera municipal de Tanlajás, cerca del poblado Tancolol.

La primera impresión que las autoridades tuvieron del caso fue que aparentemente el individuo había sido atropellado, pues tenía la cadera fracturada, y golpes en diversas partes del cuerpo.

Pero al serle practicada la autopsia desechó esa teoría; las muñecas de la víctima tenían marcas, como si hubiese estado amarrado o esposado, además los golpes fueron provocados con un objeto contundente. La probable causa del deceso fue traumatismo craneoencefálico.

 

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Cargando Captcha...

Botón volver arriba
Cerrar