Al descubierto caos y desorden al interior de la sede de la Secretaría de Finanzas

San Luis Potosí, S. L. P.- Cajas con documentación desbordándose por las escaleras; montones de placas tiradas, y sin ningún orden; botes de basura sin tapa; cajas dispersas por doquier, y sobres con documentación oficial en los pisos, son algunos de los casos que quedaron al descubierto por una serie de fotografías difundidas por el Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Gobierno del Estado, cuya dirigente, Bernardina Lara Argüelles, reclamó se atiendan las condiciones que afectan el buen desempeño de los trabajadores de la Secretaria de Finanzas, además de que ponen en riesgo su salud.

La dirigente sindical sostuvo que al tocar este tema, su principal interés se enfoca a exigir que los  funcionarios del gobierno estatal llevar eviten escenarios carentes de medidas de seguridad e higiene, y que por el contrario propicien y valoren las condiciones de trabajo, a fin de que sus subalternos puedan realizar sus funciones, y a la vez poder dar la atención de calidad que merece la ciudadanía.

¿acaso no tienen archiveros, o bodegas para enviar todo ese montón de cajas?, ¿cómo se podrían limpiar esos atiborrados espacios? y ¿cómo pueden decir que sanitizan bajo esas condiciones?, preguntó más adelante Bernardina Lara, al tiempo de enfatizar que “es increíble que engañen a los potosinos diciendo que limpian y sanitizan, cuando se tienen escaleras llenas de cajas con documentos que no han movido en meses o en años”.

En ese sentido, sostuvo que las imágenes del caos hablan por sí solas; Si fuera verdad que cuidan del personal y de la ciudadanía ¿cómo podrían explicar la presencia de esas cajas con documentación en las escaleras, montones de placas tiradas, botes de basura sin tapa, cajas dispersas por donde quiera y sobres con documentación oficial en el piso?,

Por último, Bernardina Lara aseguró que lamentablemente, la situación de caos y desorden de la Secretaría de Finanzas no es un caso aislado, sino que se trata de una anomalía que se replica en otras dependencias.

“Si la Oficial Mayor trabajara, no le costaría mucho coordinarse con los funcionarios y comprar algunas gavetas para archivos, además de dar la instrucción de mandar los archivos muertos al Archivo General”, expresó al tiempo de advertir que desde que este organismo cayó en las manos de uno de sus directores, al igual que otras dependencias, “se encuentra en pésimas condiciones”, sentenció.

Botón volver arriba
Cerrar