julio 21, 2024

julio 21, 2024

La Parroquia de Real de Catorce es consagrada a la Purísima Concepción: 7 de diciembre de 1817

– Sin embargo la ceremonia correspondiente y su uso debió retrasarse hasta 1920, ya que la profusión de ornatos provocó un incendio.

– Un día en la historia de San Luis Potosí.

Por Fernando Chavira López.

San Luis Potosí, S. L. P.- El 7 de diciembre de 1817, con esta fecha es dedicada la PARROQUIA DE LA PURISIMA CONCEPCIÓN del Real de Catorce, pero debido a la profusión de adornos se causó un incendio, por lo que tuvo que retrasarse el culto hasta 1820, ya que el edificio había quedado muy lastimado.

Cuando en 1780 fue diseñado el trazo de la ciudad, se destinó un solar para la erección de una iglesia de grandes dimensiones. En un principio se construyó una capilla, dedicada al culto, desde 1781, ubicada en el lugar de la actual sacristía.

La primera piedra de la Parroquia fue colocada el 14 de febrero de 1793. En los primeros cinco años, la construcción procedió rápidamente, debido a la bonanza en que se encontraban las minas y a las generosas contribuciones de los feligreses.

En agosto de 1797 el templo ya estaba en uso y se podía celebrar misa. Hacia 1798 descendió la bonanza y los trabajos procedieron más despacio.

El 7 de septiembre de 1800, cuando ya estaban concluidos los dos primeros tramos del santuario, se derrumbó la cúpula, quedando sepultada entre sus escombros una mujer.

Desde 1807 el arquitecto francés Juan Crouset, mismo que construyó la catedral de Monterrey, se hizo cargo de la obra, y la abandonó en 1814, cuando la iglesia estaba a punto de terminarse, faltando sólo algunos detalles.

La dedicación se verificó el 7 de diciembre de 1817, pero la profusión de adornos y de cera produjo un incendio que lastimó el edificio y algunos altares, por lo cual el uso del templo se hizo efectivo hasta 1820 o 1821.

–Valerio Monti en página de Real de Catorce, S.L.P.

-Fotografía 1, de la Fototeca Nacional.

-Fotografía 2, del Archivo Histórico del Estado de San Luis Potosí.

-Fotografía 3, de Cesar Maccollough.