Otra asociación de profesionistas pide destituir a la titular de la ASE; ahora es el Colegio de Contadores

Detallan lo que consideran una serie de graves irregularidades.

San Luis Potosí, S. L. P.- Luego de que grupos de ahogados hicieran lo propio, y tras la difusión de diversas presuntas irregularidades en las cuentas públicas, que se sumarían a otra larga lista de anomalías detectadas en ejercicios fiscales anteriores, el Colegio de Contadores Públicos de San Luis Potosí AC, se pronunció por la destitución de Rocío Elizabeth Cervantes Salgado, como titular de la Auditoría Superior del Estado, (ASE), ya que adicionalmente, en forma previa, aquél organismo habría identificado que ni siquiera se realizaron actividades de fiscalización.

El presidente de la Comisión de Contabilidad y Auditoría Gubernamental de la citada asociación civil, Carlos A. Castillo Rodríguez, solicitó la remoción de la funcionaria, porque desde su punto de vista, incumplió las disposiciones legales y normativas aplicables a los entes auditables, además de que transgredió la Ley de Fiscalización y Rendición de Cuentas del Estado de San Luis Potosí.

“Es nuestra responsabilidad social, salir a emitir nuestro dictamen técnico sobre los informes que dio la ASE por el ejercicio 2020. Nosotros iniciamos un trabajo de análisis técnico, estudiando las cuentas públicas de 18 entes fiscalizables y obtuvimos pruebas de contadas irregularidades, lo primero que hay que señalar es que la mayoría de ellas no fueron revisadas, ni observadas por la ASE, y tampoco fueron señaladas por la propia titular en su informe final”.

Castillo Rodríguez precisó que entre las inconsistencias detectadas destaca que no se transparenta la información en las plataformas digitales, pese a que así lo exige la Ley General de Contabilidad Gubernamental; no observó que el incremento de pasivos causa desvío de recursos y daño patrimonial; el incremento del gasto de nómina en más de 3 por ciento; la depreciación y amortización de bienes inmuebles; cuentas de orden; entradas y salidas de almacenes; y la falta control del número de contribuyentes en el predial y agua.

Por otra parte, detalló que no se elaboraron inventarios de bienes; no se contabilizaron pasivos contingentes por despidos y demandas administrativas; tampoco los saldos que presentan en el estado de situación financiera; se dejó pasar el balance presupuestal negativo como una observación administrativa; y no hay un control de construcciones en proceso; además de que se incumplió con los reglamentos, manuales de organización y de procedimientos.

“Dejó que sus auditores trabajarán de forma discrecional, y sin un procedimiento unificado en los procesos de fiscalización; solventó que se le borrara al Director Administrativo de Interapas más de un millón de pesos, por un Manual de Organización y Procedimientos que no se encuentra publicado en el Periódico Oficial del Estado, y tardó más de 11 años en sancionar a los entes”, concluyó la fuente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Cargando Captcha...

Botón volver arriba
Cerrar