abril 13, 2024

abril 13, 2024

El gobernador Juan Bustamante ordena demoler el Beaterio de San Nicolás Obispo: SLP, a 2 de marzo de 1867

– El también conocido como Colegio de Niñas Educandas, había sido construido por Nicolás Fernando Torres, a quien también se debe la construcción del Convento de El Carmen.

– La capilla del colegio, según el historiador Rafael Montejano, se asemejaba al interior de la iglesia del Carmen, pero aparentemente la superaba en belleza.

Un Día en la Historia de San Luis Potosí

Por Fernando Chavira López.

San Luis Potosí, S. L. P.- El 2 de marzo de 1867, El BEATERIO DE SAN NICOLÁS OBISPO DE BARI funcionó hasta el siglo XIX cuando fue confiscado por el Estado, y el 2 de marzo de 1867, el gobernador Juan Bustamante ordenó la destrucción del edificio, el cual contaba con una capilla dedicada a San Nicolás y que fue demolida por completo en 1905.

El Beaterío o Colegio de Niñas Educandas de San Nicolás fue mandado edificar por Don Nicolás Fernando Torres, a fines del siglo XVII y principios del siglo XVIII; a él se debe también la construcción del Templo de El Carmen, porque para este propósito dejó en testamento los terrenos y el dinero suficiente para la construcción del templo y su posterior manutención.

Según el historiador Rafael Montejano y Aguiñaga, la capilla del colegio (ubicada en el sitio que ahora ocupa el Palacio de Cristal), dedicada a San Nicolás Obispo, tenía semejanza en su interior con la iglesia del Carmen, pero al parecer la superaba en belleza al tener siete retablos, cada uno ellos eran de madera de cedro cubierta de oro.

Debido a su demolición y las pocas fotografías que quedan del beaterio, se cree que fue de nave rasa. Sin embargo, se conoce que tuvo dos entradas principales: una sobre la actual calle de Álvaro Obregón y que contaba con un acceso a la sacristía, y la otra por la calle del Pasaje Hidalgo.

El 2 de marzo de 1867, por ordenes del entonces gobernador Juan Bustamante, comenzó la destrucción de este patrimonio colonial, se demolió la torre y se destruyeron los altares en medio de una gran excitación popular (según el historiador Manuel Muro), pues la gente llenó toda la calle -ahora llamada de Álvaro Obregón- desde el Templo de la Compañía hasta el de San Juan de Dios para ver la tragedia cultural.

–Casas, Casos, Cosas y Gente, Juan Carlos Hernández Contreras.

-Imagen 1, Beaterio de San Nicolás, posiblemente desde el edificio Elcoro, de la Sonora News Company of Mexico.

-Imagen 2, Beaterio de San Nicolás Obispo, desde el templo de San Juan de Dios, compartida por Isidro Vázquez.